Jump to content

Narro

Player
  • Content count

    2
  • Joined

  • Last visited

  • Days Won

    1

Narro last won the day on June 19

Narro had the most liked content!

Community Reputation

8 Neutral

About Narro

  • Rank
    Newbie

Recent Profile Visitors

The recent visitors block is disabled and is not being shown to other users.

  1. Narro

    Evento de mascotas!

    Buenas. Mi nombre es Narro, y antes de comenzar agradecería por favor que se tomen con seriedad aquello que voy a escribir. Me tomó mucho esfuerzo emocional poder hablar para contarles esta historia, la cual es tal vez una de las más traumáticas que he tenido en mi vida. Vengo a hablarles de mi querida mascota, quien por razones que pasaré a relatar, no se encuentra en mi vida hoy en día. Hace unas semanas, fui a comprar frutas al supermercado. Quería comprar muchas así que no me contuve; poco a poco manzanas, naranjas, plátanos, peras y demáses iban derramándose en el carro, con los típicos ejes destrozados. Parecía un día cualquiera de compras, hasta el momento en que un pequeño Kiwi comenzó a mirarme. Fue la mirada más emotiva que recibí en mi vida, sus ojos parecían pedirme que me lo lleve, que lo adopte. 'Yo nunca he tenido una mascota' Dije apesadumbrado 'Ni siquiera sé qué come un Kiwi'. El pequeño simplemente se trepó en mi hombro, y simplemente no pude más. Lo pesé -simples protocolos del supermercado- y me lo llevé a mi casa. Las semanas siguientes fueron las más hermosas de mi vida. Pasamos cada minuto juntos, y sus pequeños ojitos ahora desbordaban felicidad. Lo llamé 'Kiwieaculiao', y claramente parecía muy contento con su apelativo. Incluso le enseñé a jugar RO, era muy bueno. Nada podía arruinar lo que estábamos viviendo. Una mañana trágica Observé una cáscara vacía en el basurero. Comencé a buscar a mi querido Kiwiea, pero no respondía. Entonces lo supe. Mi padre, a sangre fría, asesinó a mi pobre Kiwi, para devorarlo con sus demoledoras fauces. Mi Kiwiea, mi querido bebé, se había ido para siempre. Querido Kiwieaculiao, sé que pronto nos volveremos a ver, y cuando sea así, nos jugaremos unas partidas y nos daremos mucho amor, querida avecilla australiana.
×